Historia

¿Qué es la Casa Cuna? | Historia

dec2Las religiosas Siervas de la Pasión son una Congregación religiosa que tiene como carisma apostólico la defensa de la vida, especial y muy principalmente la vida del no nacido y del nacido en su primera infancia. Es la única congregación que tiene el carisma de la defensa de la vida del no nacido.

Fue fundada por la Vble. Madre Teresa Gallifa Palmarola. Nació en San Hipólito de Voltregà (Barcelona) el 21 de junio de 1850. Se casó a los 18 años, tuvo 7 hijos que murieron de muy corta edad. Viuda a los 32 años emigra a Vic, obtuvo el título de comadrona en Barcelona.

Contexto histórico y nombre de Siervas de la Pasión

La madre Teresa vive en la época de la Gran Revolución Industrial en Cataluña, y muchas jóvenes de las zonas rurales accedieron a trabajar a las fábricas de textil de varias poblaciones catalanas. A este hecho se debió, en principio, el gran aumento de abortos clandestinos realizados con métodos domésticos, que además eran muy peligrosos para la madre. Esta realidad llevó a la Madre Teresa, movida por la preocupación y la necesidad de salvar vidas, a trabajar con estas jóvenes que, víctimas muchas veces del engaño, quedaban embarazadas, atrapadas y sin ver otra salida que abortar. Ayudaba a las madres a remontar su situación reintegrándolas en la sociedad y haciendo que volvieran a ilusionarse por la vida. La Madre se enfrentó a gran cantidad de dificultades y persecuciones por lo mal visto que en aquella época era el trabajo y acogida de madres solteras.

Hoy podemos ver como la Madre Teresa se adelantó a los tiempos de una forma profética. Tres hechos influyen en la Madre Teresa de forma radical para el nacimiento de este carisma: el papel que jugó su madre inculcándole desde su infancia el amor a los niños y a la pasión de Cristo, su preocupación por los niños que morían sin ser bautizados, y el gran número de abortos que se realizaban.

Desde su historia personal de sufrimiento por la muerte de sus 7 hijos y de su marido, la Madre Teresa experimentó el Amor de Cristo crucificado y dio su vida a la Iglesia y a la sociedad de una forma profética.

Murió el 17 de marzo de 1907. A su muerte había acogido en su casa a más de 2.500 muchachas embarazadas. Su obra se consolida a través de sus hijas “Siervas de la Pasión”. En 1971 se inició el proceso de su beatificación.

Actualmente las Siervas de la Pasión dirigen en España y otros países residencias de acogida a jóvenes de toda raza, lengua, pueblo o religión, que se encuentren embarazadas y en situación de riesgo.